Category Archives: Pyme

Los colores en Marketing

No soy mercadologo ni nada por el estilo pero aveces es necesario valerse de estrategias para vender servicios y para eso no esta nada mal conocer de que manera podemos influir en las decisiones de nuestros potenciales clientes, ademas de que bien lo dice el dicho “de la vista nace el amor”

Los investigadores de mercado han podido comprobar que el color afecta notoriamente los hábitos de compra de las personas. Mientras que los compradores impulsivos responden mejor al rojo, naranja, negro y azul, los compradores que planean más sus compras, responden mejor al rosado claro, celeste y azul marino.

El uso óptimo de la teoría de los colores te ayudará incrementar tus ventas. Sólo debes entender claramente los siguientes puntos:

1. Piensa en el mercado al cual apunta tu negocio.
Digamos que estás vendiendo libros para niños pequeños, pero que tus esfuerzos de marketing se dirigen a los abuelos (que son quienes comprarán los libros para sus nietos).

Probablemente diseñarás los libros con colores primarios brillantes, para que así les agraden a los niños que los usarán. Sin embargo, los materiales de marketing (sitio web, folletos, volantes, cartelería, etc.) deberán estar diseñados pensando en los abuelos. Es así que debes pensar en utilizar azules (que transmiten confianza), rosados (dulzura, seguridad) y amarillos (felicidad, diversión)

2. Los colores influyen.
Los colores están en relación directa con las aprensiones de la gente en cuanto a tomar decisiones por cuenta propia, ya que influyen con su presencia en el entorno del tomador de decisiones. Esto nos lleva al “efecto demostración” entre consumidores, dado que unos imitan a otros en su comportamiento de vida y de compra.

Las influencias y los colores son acumulativos; es decir, a más “seguimiento” de líderes sociales, más disfrute del color y por ende mayor proliferación de los más aceptados.

3. Clientes y Colores.
Algunas de las tendencias actuales en cuanto a colorimetría de productos e identidad corporativa, señalan lo siguiente:

Rojo
Los clientes que prefieren el rojo son por lo general extrovertidos y dinámicos. El color rojo tiene relación con aromas atractivos; un rojo escarlata denota preferencias sexuales de minorías y fuerte grado de dignidad y orgullo.

Amarillo
Los clientes que escogen el amarillo tienen tendencia a lo intelectual. También se reconoce que este color irradia calor e inspiración. Se recomienda para anunciar “novedades u ofertas”.

Verde
Los clientes que seleccionan el color verde-azulado son analíticos y de carácter tranquilo.

Azul
La gente que prefiere el azul en todas sus tonalidades, tiene buen control de sus emociones. Es, además, el color favorito de los niños y jóvenes. Refleja tranquilidad, no violencia y es muy recomendable para productos del hogar que tengan bastante duración. Conviene aplicarlo en pintura de paredes, ropa de cama, cortinas, etc. Algunos dicen que el éxito del portal de Internet Yahoo! se debe a la utilización del color azul.

Naranja
La gente que compra productos de color naranja es por lo general jovial. Es el color de la acción, la efusividad y la generosidad.

Morado – Violeta
Las personas con tendencia al color morado-violeta tienen gustos artísticos, místicos y religiosos. Este color tiene impacto en la industria de perfumería para mujeres. Se considera el color más sexual de todos.

Marrón o café
La mayoría de clientes que son ordenados y disciplinados, buscan el color marrón o café. Se relaciona además a este color con una vida estable y saludable.

Negro
Los clientes que prefieren el color negro son conservadores, les gusta la elegancia y la discreción.

Blanco
La gente que escoge el color blanco es refinada y con tendencia a ser cerrada en sus ideas.

Gris
Los clientes que escogen el gris, reflejan conformismo y pasividad.

Verde
El consumidor que da prioridad al color verde es utilitario, amante de lo fresco y natural.

Rosado
El cliente que escoge el rosa es suave, femenino, sofisticado, educado.

Dorado
Los compradores de pan, cereales, miel , se detienen más ante el color dorado que resalta en su envase.

Turquesa
Las mujeres han dado mucha fuerza últimamente al color turquesa, sobre todo si éste está combinado con tonos rosa y blancos. Este color se relaciona con productos de belleza y feminidad, y tiene mucho que ver con aromas de frescura y limpieza.

VIA>>

5 empleados que toda Pyme debe tener

Conoce cuáles son las cinco personalidades que debes sumar a tu equipo desde el inicio para alcanzar tus metas.

En los últimos años, muchas empresas se vieron afectadas por la crisis económica. Para estas empresas, la capacidad de ser flexibles y adaptarse rápidamente a los cambios en el mercado puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso. Sin embargo, hay un factor que también influye en el destino de un negocio: sus empleados. 

Sin duda, el capital humano y el talento son el esqueleto de cualquier compañía, pero especialmente en el caso de una Pyme (donde generalmente son menos de 50 empleados), su rol puede ser incluso más crucial, debido a que sus habilidades y personalidad pueden construir o romper una empresa. Sencillamente, la mejor estrategia de negocios no es nada si no cuenta con la gente adecuada para que la ejecute. Por eso es muy importante pensar a detalle antes de contratar para asegurarte de que cada empleado cumpla a la perfección con el cargo. 

En cuanto al equipo necesario para un pequeño negocio, éstas son las cinco clases de empleados que toda compañía debe tener para ser competitiva y poder alcanzar el éxito:

El mentor. Muchos nuevos negocios carecen de entrenamiento formal y de programas de desarrollo, pero esto no significa que los empleados novatos no tengan una oportunidad de aprender en el negocio. Afortunadamente, existen personas que nacieron para enseñar, aunque no sea en el salón de clases tradicional. 

Tener empleados que quieran compartir su conocimiento con otros le quita una gran carga a los dueños del negocio. No sólo elimina el costo extra de contratar especialistas en capacitación, sino también entrega unconocimiento institucional que solamente las personas que están dentro de una empresa poseen. 

Estos ‘maestros’ de la empresa pueden ir más allá de tener sólo las habilidades técnicas y de compartir algunos elementos que hacen único tu negocio. Esta educación finalmente ayuda a construir a la siguiente generación de líderes para la compañía, lo que también trae consigo grandes beneficios para el momento de la sucesión. 

El buscador de conocimiento. No todos los empleados nacen para liderar, y eso está  bien. Más esencial aún es que haya empleados que tengan pasión por el negocio y sed de conocimiento. Estos empleados no están satisfechos con saber lo básico de su trabajo; continúan aprendiendo, ya sea de la operación diaria, tomando cursos extra o incluso estudiando algún posgrado. 

Este tipo de actitud es algo que puede contagiarse hacia los demás empleados y tal vez inspirarlos a estudiar en un futuro. Adicionalmente, esta clase de empleado suele estar al pendiente de los avances tecnológicos y de las últimas tendencias, lo cual es necesario para mantener actualizado tu negocio. 

El hombre (o mujer) renacentista. Los dueños de negocios deben tener varias caras, desde la de director hasta la de administrador de recursos humanos, por lo que les es de gran ayuda contar con empleados en su equipo que sean igualmente multifacéticos. La gente que puede trabajar y aportar algo en varias áreas de la compañía son inmensamente valiosos.

Los dueños de pequeños negocios tienden a sentirse abrumados por la cantidad de tareas y pendientes, y a tener equipos de trabajo limitados. Por eso, es importante conseguir a este tipo de personas que pueda hacerse cargo de ciertas tareas, para que el dueño se concentre en el crecimiento y las estrategias.

El optimista. Por cada pequeño negocio que ha logrado sobrevivir a pesar de la crisis, muchos otros han batallado demasiado por mantenerse a flote. Trabajar para una compañía que está teniendo problemas financieros, puede tener un impacto muy negativo en la moral del empleado. Por ello es imperativo tener gente en el equipo que sea capaz de encontrarle las cosas buenas a las peores situaciones.

Quizás no cambien el destino de la empresa, pero pueden tener un efecto muy positivo en la psique de los empleados y en la cultura de la empresa, lo cual se ve reflejado en la operación diaria. 

El retador. Tener empleados que apoyan las decisiones de los dueños en un cien por ciento no es nada malo, pero también es bueno contar con algunos cuantos que estén dispuestos a hablar y a retar el estatus quo, o incluso una dirección que la empresa esté tomando.

Rodearte únicamente por personas que te digan que sí a todo no tiene ningún beneficio para ti o tu negocio en general, simplemente porque no todas las ideas son brillantes. En lugar, lo que debes cultivar es una atmósfera de debate saludable y una cultura de colaboración para asegurar que en tu negocio se generen grandes ideas y estrategias. Todos necesitamos mantenernos en la realidad y la gente que trabaja diariamente en tu negocio es la que puede dártela.

Via >>